El Rock de los 70’s tuvo en Jim Morrison a una de sus figuras más legendarias. Vivió desde niño en varias bases militares debido a la investidura militar de su padre y esto lo llevó a visitar muchas ciudades de los Estados Unidos.

Nacido en Melbourne, Florida, el 8 de diciembre de 1943, Morrison discurrió su vida entre la actuación cuando muy joven y la poesía (característica que más lo destacaba). Sin embargo, eran los temas misteriosos y esotéricos los que más regocijaban su espíritu.

Cuando era apenas un pequeño de 4 años, mientras viajaba con su familia por Nuevo México, pasaron junto a un vehículo que se encontraba accidentado y en donde se podían apreciar a varios indígenas muertos. A decir de Morrison, el espíritu de un Shamán indio atravesó su cuerpo, y según él, es desde ahí que su vida sucumbió a facultades que lo convirtieron en un ser distinto.

Cargado de todas estas sensaciones especiales y con una forma distinta de ver la vida, decide convertirse en un Shamán.

Aunque el comportamiento errático que protagonizó durante su vida sumiéndose en el alcohol y en las drogas muestran todo lo contrario, Jim Morrison sentía tener un don especial que lo distanciaba del resto de los mortales.

Durante su vida, reconoció muchas veces estar relacionado con lo oculto y sobre todo con la filosofía del Voo Doo, y por lo tanto también con su magia. El lo consideraba como una parte importante de su camino a seguir.

El nombre de Mr. Mojo Rissin con el que se hacía llamar, correspondía a un anagrama formado con las letras de su nombre Jim Morrison. Siendo la palabra Mojo un término religioso que describe al Shamán.

Se sabe que la raíz africana Mo es un término que refiere a lo escuro. Mojo es finalmente un término bastante específico de la brujería africana llamada Voo Doo (o Vudú).

Existe una teoría, obviamente sobrenatural, que indica que el cuerpo de Jim Morrison fue conducido por el espíritu del Shamán a grandes excesos, ese mismo que lo atravesó cuando niño en la carretera a Nuevo México. Y cuando este espíritu ya no pudo influenciar en la vida de Morrison, lo dejó solo y lo abandonó, arrebatándole las fuerzas para seguir viviendo.

A decir de uno de los integrantes del grupo, Ray Manzarek, tecladista de The Doors, “Eso es lo que era Jim: Un Shamán, un Shamán electrizante”.

A pesar de todo, nunca persona alguna dejó de reconocer su talento, el mismo que se puede apreciar en el siguiente videoclip.

Foto: La Frecuencia

Tags Blogalaxia: , , ,

Bajar el Audio

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.